EL CANVAS DE LA INNOVACIÓN

EL CANVAS DE LA INNOVACIÓN. INNOVA PRACTICANDO

Editorial:
EDICIONES DÍAZ DE SANTOS
Año de edición:
Materia
ECONOMÍA Y EMPRESA
ISBN:
978-84-9052-084-0
Páginas:
228
Encuadernación:
Bolsillo
Disponibilidad:
Disponible en 2 días

Descuento:

-5%

Antes:

28,00 €

Despues:

26,60 €
Comprar

El nacimiento de este manual obedece a una razón fundamental: encontrarme repetidamente con la realidad de que no se dispone de método para hacer las cosas,en este caso el iniciar y hacer efectivo el proceso de innovación. Ello me llevó durante tres años a analizar los motivos y causas originarias, a estudiara los autores del tema y a proponer alternativas hasta dar con la que me estádando mejores resultados. Es, por lo tanto, una experiencia práctica del "hacer practicando". Ponerse a innovar no es una decisión sencilla, aunque tomarlapueda resultar más o menos simple, pues implica a toda la organización, más allá del equipo concreto, requiere de habilidades específicas y un saber hacer determinado, disponer de método para que resulte eficaz. Los repetidos esfuerzos por lograrlo y no conseguirlo están en la base de este trabajo y tomé como deuda el intentar hacerlo posible o al menos ayudar a que otros lo consigan. ElCanvas de la Innovación pretende ser un manual de cabecera de los que intentan poner en marcha el proceso in-novador, llevarlo hasta sus últimas consecuencias y con ello conseguir, no puede haber otro fin, desarrollar innovaciones. Además, está concebido para crecer, modificarse o simple-mente ampliarse con las aportaciones prácticas de su aplicación o desde las observaciones que todoslos lectores o usuarios puedan hacer. Y una necesaria confesión: después de varios libros me sentía en deuda conmigo mismo, además de la envidia sana por otros, de hacer uno más agradable al estudio y utilización. El repaso de libros,manuales y guías espléndidamente ilustrados era un acicate para mí a la vez que un reto para conseguir hacer más fácil y aplicativo lo que de otra forma hubiera resultado simplemente aburrido o insufrible. No me queda otra que agradecer a esos autores que hacen del continente algo fundamental con el que ayudaral contenido. Lo de llamarlo como lo he llamado..., pues para seguir la estela de la moda y ver si es más fácil transmitirlo. Lo doy por bueno si se consigue y, por supuesto, aceptaré lo de frivolidad.